Factores desencadenantes del asma

Asthma Triggers (Spanish)

Los factores desencadenantes son las cosas que hacen que el asma de su niño empeore. Hay un conjunto de factores que desencadenan el asma de su niño; éstos pueden ser diferentes de los de otros niños. Es importante saber cuáles son, y tratar de eliminarlos o reducirlos.

Entre los factores desencadenantes comunes se incluyen:

  • infecciones tales como los resfríos y la gripe;
  • el humo del cigarrillo y otros irritantes como la contaminación del aire, el aire frío y los vapores de productos químicos;
  • alérgenos como la caspa de las mascotas, los ácaros del polvo, el polen y el moho;
  • ciertos medicamentos.

Algunos desencadenantes comunes del asma
Get Adobe Flash player
-UNIQUE1-Asthma_Triggers_EQUIP_ILL_ES-UNIQUE2-

Infecciones tales como los resfríos y la gripe

Las infecciones virales como los resfríos y la gripe son factores desencadenantes comunes del asma. Para ayudar a proteger a su niño:

  • Mantenga a su niño alejado de las personas que estén resfriadas o engripadas.
  • Asegúrese de que su niño y los miembros de su familia se laven las manos con frecuencia.
  • Consulte a su médico, todos los años a principios del otoño, si es necesario colocarle la vacuna contra la gripe a su niño.
  • Recuerde que debe mantener el asma constantemente bajo control. Esto ayudará a que su niño tenga menos síntomas de asma cuando esté resfriado o engripado.

Irritantes

Los irritantes son las cosas que pueden irritar las vías respiratorias de su niño y provocar síntomas de asma. Aunque a veces puede ser difícil mantenerse alejado de los irritantes, existen maneras de ayudar a su niño a evitarlos.

Algunos ejemplos de irritantes son:

  • humo del cigarrillo;
  • humo de la madera o del aceite;
  • contaminación del aire;
  • aire frío;
  • vapores de productos químicos y olores fuertes.

Humo del cigarrillo

Un desencadenante frecuente del asma infantil es el tabaquismo pasivo. Aquí se ofrecen algunas indicaciones que le permitirán proteger a su niño del humo del cigarrillo:

  • Si usted fuma, trate de dejar el hábito.
  • No fume dentro de su casa. A toda persona que fume, pídale que lo haga puertas afuera.
  • Recuerde que el humo del cigarrillo permanece en la ropa. Si una persona que ha estado expuesta al humo del cigarrillo está cerca de su niño, el asma del niño puede empeorar.
  • Evite los ambientes donde haya humo. Ayude a su niño a evitar el humo del cigarrillo cuando usted sale.
  • No permita que nadie fume en el auto.

Humo de la madera o del aceite

El humo de una estufa a leña o de una fogata también puede ser irritante. Aquí se ofrecen algunas indicaciones que le permitirán proteger a su niño:

  • Mantenga a su niño alejado de las personas que estén resfriadas o engripadas.
  • Asegúrese de que su niño y los miembros de su familia se laven las manos con frecuencia.

Contaminación del aire

La contaminación del aire es más alta durante los días calurosos y húmedos de verano. Aquí se ofrecen algunas indicaciones que le permitirán proteger a su niño de la contaminación del aire:

  • Manténgase al tanto del índice de calidad del aire consultando la televisión o el Internet.
  • Cuando la calidad del aire en el exterior sea mala, trate de que su niño permanezca puertas adentro, en lugares donde haya aire acondicionado. Puede ser en una casa con aire acondicionado, un centro comercial o un edificio de oficinas.
  • Cuando la calidad del aire sea mala, mantenga cerradas las ventanas de su casa y del auto. De ser posible, encienda el acondicionador de aire.

Aire frío

El asma de su niño puede empeorar ante un cambio repentino de temperatura. Aquí se ofrecen algunas indicaciones que le permitirán impedir que el aire frío desencadene un episodio de asma:

  • Cuando haga frío, antes de que su niño salga, asegúrese de que lleve una bufanda que le cubra la nariz y la boca. De este modo ayudará a calentar y humidificar el aire que respira.
  • Deje que su niño se ejercite puertas adentro en los días fríos.
  • Es posible que deba pedirle a la maestra que le permita permanecer puertas adentro durante el recreo.

Vapores de productos químicos y olores fuertes

Algunos olores fuertes y vapores de productos químicos pueden irritar las vías respiratorias del niño. Algunos ejemplos son:

  • productos de limpieza;
  • pinturas y decapantes;
  • perfumes;
  • blanqueador;
  • desodorante de ambiente;
  • plaguicida.

Aquí se ofrecen algunas indicaciones que le permitirán proteger a su niño de estos irritantes:

  • Mantenga al niño alejado de los vapores de productos químicos y de los olores fuertes.
  • Trate de mantener las ventanas abiertas y ventilar después de pintar una habitación. No permita que su niño entre en la habitación hasta que se haya desvanecido el olor.

Alérgenos

Los alérgenos son las cosas a las que su niño es alérgico. No todos los niños asmáticos tienen alergias, pero si su niño es alérgico, es importante controlar o mantenerlo alejado de los alérgenos que le molestan.

Los alérgenos pueden hacer que el asma de un niño empeore cuando los inhala. Ellos hacen que las vías respiratorias de los pulmones se inflamen y estrechen. Esto dificulta el paso del aire. Pueden causar tos, sibilancia, falta de aire y otros síntomas del asma.

Algunos ejemplos de alérgenos son:

  • caspa de las mascotas;
  • ácaros del polvo;
  • polen;
  • moho.

Caspa de las mascotas

Si su niño es alérgico a las mascotas, la mejor manera de evitar episodios de asma es encontrarles un nuevo hogar a las mascotas. Es muy importante que limpie su casa bien a fondo una vez que retire las mascotas, porque pueden quedar vestigios del animal durante mucho tiempo en las áreas habitables. Es posible que deba limpiar los muebles, las alfombras, los muñecos de peluche y el sistema de calefacción y aire acondicionado.

Ácaros del polvo

Los ácaros del polvo son insectos diminutos que se alimentan de piel humana desprendida. Los niños con alergias al polvo en realidad son alérgicos a los excrementos de los ácaros del polvo. Los ácaros del polvo viven principalmente en lugares cálidos y húmedos que contienen grandes cantidades de piel humana desprendida, tales como los colchones, las almohadas, la ropa de cama, las moquetas, las alfombras y los muebles tapizados. Para controlar las alergias del niño, debe eliminar todos los excrementos y matar a los ácaros del polvo.

Algunas acciones útiles son:

  • Lavar todas las sábanas en agua muy caliente, todas las semanas.
  • Cubrir el colchón, el sommier y las almohadas del niño con fundas antialérgicas especiales o cubiertas impermeables que encierren completamente el colchón.
  • Quitar las moquetas, las alfombras y las cortinas pesadas del dormitorio del niño. De ser posible, lo ideal es eliminarlas del resto de la casa.
  • Eliminar los animales o muñecos de peluche de la habitación del niño, o guardarlos en el armario. Al reducir el abarrotamiento en el dormitorio habrá menos posibilidades de que se acumule polvo.
  • Aspirar la alfombra y quitar el polvo todas las semanas.
  • Mantener el nivel de humedad del hogar por debajo del 50%. Puede utilizar un deshumidificador en las áreas húmedas. Los ácaros del polvo no sobreviven bien en ambientes secos.

Polen

El polen proviene de los árboles, los pastos y las malezas. Puede viajar varios kilómetros en el viento y se vuelve más problemático durante la primavera y los meses cálidos.

Si su niño es alérgico al polen, son varias las cosas que usted puede hacer para ayudarlo a evitar ese alérgeno:

  • En la medida de lo posible, mantenga cerradas las ventanas de su casa y del auto los días en que la densidad de polen es elevada. Utilice un acondicionador de aire, si fuera necesario, y cambie el filtro con frecuencia.
  • Manténgase al tanto de la densidad de polen y decida si su niño debe quedarse en casa los días en que la densidad es alta. Se pueden consultar los informes de densidad de polen en la televisión o en línea.
  • Si su niño sale de la casa cuando la densidad de polen es alta, haga que se duche y se cambie de ropa al regresar.
  • Seque la ropa y las sábanas del niño en una secadora, en lugar de colgarlas al sol.

Moho

El moho crece durante todo el año en zonas que se mantienen húmedas, como los sótanos y los cuartos de baño. Puede viajar por el aire a cualquier parte de la casa.

Aquí se ofrecen algunas indicaciones para que pueda mantener su casa libre de moho:

  • Use jabón o detergente y agua para limpiar las pequeñas áreas enmohecidas que encuentre en su casa. Para áreas más grandes, es posible que necesite una sustancia que sirva específicamente para exterminar el moho (un fungicida).
  • Utilice un deshumidificador en las áreas húmedas de su hogar, como por ejemplo el sótano. Mantenga el nivel de humedad de su hogar por debajo del 50%.
  • Ventile bien su casa; el moho no sobrevive bien en zonas ventiladas.
  • Abra la ventana o use un extractor de baño después de usar la ducha.
  • Arregle de inmediato las goteras del techo o las fugas de agua de las tuberías.

Alimentos

Las alergias a los alimentos generalmente no causan síntomas de asma, pero los niños que sufren este tipo de alergias son más propensos a desarrollar asma. Además, los niños alérgicos a los alimentos pueden ser más propensos a tener asma grave, de modo que si su niño tiene este tipo de alergias, es muy importante mantener el asma bajo control. Los alimentos que más comúnmente causan alergias alimentarias en los niños son la leche, los huevos, el maní, las nueces, el trigo, la soja, los mariscos y el pescado.

Si sospecha que su niño es alérgico a ciertos alimentos, consulte a un alergista.

Medicamentos

Ciertos medicamentos como el AAS (ácido acetilsalicílico o aspirina) y el ibuprofeno pueden causar síntomas de asma en algunos niños que padecen de esta enfermedad.

Si su niño es sensible a estos medicamentos, informe a su farmacéutico. Asegúrese de que no haya palabras como ibuprofen (ibuprofeno), Aspirin (aspirina), ASA (AAS), o acetylsalicylic acid (ácido acetilsalicílico) en las etiquetas de los medicamentos que le administra a su niño.

Sharon Dell, BEng, MD, FRCPC

Bonnie Fleming-Carroll, MN, ACNP, CAE

Jennifer Leaist, RN, BScN

Rishita Peterson, RN, BScN, MN

Gurjit Sangha, RN, MN

James Tjon, BScPhm, PharmD, RPh

1/29/2009


Notes: