print article
For optimal print results, please use Internet Explorer, Chrome or Safari.

Mononucleosis (mononucleosis infecciosa)

Mononucleosis (Infectious Mononucleosis) (Spanish)

¿Qué es la mononucleosis?

La mononucleosis (mono) es una infección viral causada por el virus de Epstein-Barr (VEP). Este virus se transmite a través de la saliva infectada. Esto puede suceder al compartir un mismo vaso, utensilios o comida, o al toser, estornudar y besar.

A pesar de la creencia popular, la mononucleosis no es muy contagiosa. Las personas que conviven en un mismo hogar raramente se enferman al mismo tiempo. Se observa con más frecuencia en pacientes de 15 a 25 años de edad. Esto posiblemente se debe a que establecen un contacto más íntimo o cercano con otros. En la mayoría de las personas, la infección por VEP ocurre durante la primera infancia o la niñez y no presenta los signos característicos asociados al desarrollo de una mononucleosis.

Signos y síntomas de la mononucleosis

En los niños, la mononucleosis es muchas veces asintomática. Esto significa que muestra muy pocos síntomas, o ninguno en absoluto. A menudo los niños sólo presentan los síntomas leves de un resfriado o fiebre leve o moderada. Esta fiebre puede durar hasta 2 semanas y no es peligrosa.

Los adolescentes y adultos jóvenes sí presentan síntomas de mononucleosis. Entre ellos se pueden mencionar:

  • dolor de garganta intenso;
  • cansancio, pérdida de energía y dolores en todo el cuerpo;
  • amígdalas inflamadas, rojas y cubiertas de pus, que se parecen al queso cottage;
  • ganglios linfáticos inflamados en el cuello, las axilas, la ingle y otras partes del cuerpo;
  • fiebre que dura de 7 a 14 días;
  • inflamación del bazo;
  • inflamación leve del hígado;
  • sarpullido (erupción cutánea).

La mayoría de los niños sólo presenta síntomas leves durante una semana. Inclusive aquellos con síntomas graves generalmente se sienten bien en el lapso de 2 a 4 semanas.

Complicaciones de la mononucleosis

La mayoría de los niños con mononucleosis pueden recibir atención en su propia casa. Su niño probablemente no necesite ir al hospital. A veces, con la mononucleosis, pueden presentarse complicaciones que requieren la evaluación de un médico: Estas incluyen:

Deshidratación

La complicación más común de la mononucleosis es la deshidratación debido a que se toma poca cantidad de líquido. Trate de prevenirla ofreciéndole líquidos a su niño con frecuencia.

Aumento del tamaño del bazo

El tamaño del bazo del niño puede estar aumentado mientras cursa mononucleosis, por eso es importante proteger su abdomen y la parte inferior de la espalda. Un golpe en el abdomen puede causar la ruptura del bazo inflamado y ocasionar una hemorragia interna. Esto es una urgencia.

Todos los niños con mononucleosis deben evitar practicar deportes de contacto por al menos 4 semanas o hasta recibir la autorización de su médico. Los atletas deben limitar sus actividades hasta que el bazo recupere su tamaño normal.

Trate de prevenir la constipación. Su niño también debe evitar levantar objetos pesados. Los esfuerzos pueden originar presiones bruscas sobre el bazo.

Si su niño manifiesta dolor fuerte y agudo en el abdomen (vientre), llévelo inmediatamente al servicio de urgencias más cercano.

Dificultad para respirar

Su niño puede tener dificultad para respirar. La vía respiratoria puede estar parcialmente obstruida por la inflamación de amígdalas, adenoides y otros tejidos linfáticos de la parte posterior de la garganta. El niño puede describir una sensación de “estar atragantado con algo”. El pediatra puede examinarle la garganta para ver si existe riesgo de obstrucción total. Es posible que su niño necesite medicación para reducir la inflamación en la zona.

Sarpullido

Algunos niños con mononucleosis desarrollan una erupción cutánea grave si toman los antibióticos ampicilina o amoxicilina. Si su niño tiene mononucleosis, se deben evitar estos medicamentos. Si su médico sospecha que su hijo tiene una infección bacteriana además de mononucleosis, hay otros antibióticos que se pueden usar.

Síndrome de fatiga crónica

Los síntomas de fatiga crónica son: cansancio extremo, debilidad y dolores recurrentes. Los síntomas duran por lo menos 6 meses.

Qué puede hacer el médico en caso de mononucleosis

Examinar a su niño

El médico hará el diagnóstico de mononucleosis preguntándole a usted sobre los síntomas del niño, examinándolo y quizá haciendo análisis de sangre.

Medicación

No existe una medicación específica para tratar este virus. El sistema inmunológico del cuerpo combatirá la infección. Los tratamientos se indican principalmente para aliviar los síntomas del niño.

Si las amígdalas están tan inflamadas que casi se tocan, el médico puede sugerir una medicación con corticosteroides para reducir la inflamación.

El cuidado en casa del niño con mononucleosis

Antipiréticos y analgésicos

Las molestias que ocasionan los ganglios linfáticos inflamados se pueden aliviar generalmente con acetaminofeno (Tylenol, Tempra u otras marcas) o ibuprofeno (Advil, Motrin u otras marcas).

Fluidos

Asegúrese de que su niño beba abundante cantidad de líquidos. Los licuados y las bebidas frías son buenos. Los niños menores de 1 año pueden sorber caldo de gallina tibio.

Su niño está recibiendo suficiente cantidad de líquidos si:

  • orina al menos 2 ó 3 veces al día;
  • tiene los ojos húmedos y produce lágrimas cuando llora;
  • su boca está húmeda y tiene saliva.

Tratamiento del dolor de garganta

Si al niño le resulta doloroso comer o beber, puede tratar lo siguiente:

  • Ofrézcale alimentos blandos que sean fáciles de tragar, como sopa, helado, postre o yogurt.
  • Evite las comidas con mucha sal, picantes, ácidas o cítricas, si éstas empeoran el dolor.
  • Debe ofrecerle una cantidad abundante de líquido. Puede resultarle útil usar una pajita o una taza con tapa.
  • Si su niño tiene más de 1 año, trate de darle 1 ó 2 cucharaditas (5 a 10 ml) de miel pasteurizada para suavizar la garganta y aliviar la tos.
  • Los niños mayores pueden tratar de hacer gárgaras con agua tibia y sal.
  • Los niños mayores y los adolescentes pueden sentir cierto alivio cuando chupan trocitos de hielo y pastillas. Esto no es conveniente para los niños pequeños, ya que se pueden atragantar.

Reposo y actividad

No es necesario mantener al niño en cama ni aislarlo. El niño puede elegir cuánto necesita descansar. Habitualmente los niños disminuyen su actividad cuando tienen fiebre, y luego la recuperan nuevamente.

Los niños pueden volver a la escuela cuando la fiebre ha desaparecido y pueden tragar normalmente. La mayoría de los niños desean regresar a su rutina normal en 2 a 4 semanas.

En caso de que el bazo se encuentre inflamado, deben evitarse los deportes de contacto y otras actividades que puedan ocasionar lesiones en el abdomen. Consúltelo con el pediatra.

Reducción de la propagación del virus o de la infección

La mononucleosis es más contagiosa mientras el niño tiene fiebre. Después de la desaparición de la fiebre, el virus continúa estando presente en la saliva en pequeñas cantidades hasta por 6 meses. No es necesario mantener aislado a un niño que padece de mononucleosis. Evite propagar el virus; utilice vasos y utensilios individuales. Además, evite besar a otras personas hasta que la fiebre haya desaparecido por varios días.

El período de incubación de la mononucleosis es de 4 a 10 semanas luego del contacto con una persona infectada. Esto significa que si su niño se ha contagido el virus, no se sentirá ni parecerá enfermo hasta luego de transcurridas de 4 a 10 semanas después del contacto.

Cuándo es conveniente solicitar asistencia médica

Comuníquese con el pediatra si:

  • su niño no puede beber una cantidad suficiente de líquidos;
  • su niño tiene dolor de cabeza o de oídos;
  • su niño no ha vuelto a la escuela luego de 2 semanas de habérsele diagnosticado mononucleosis;
  • su niño aún presenta síntomas luego de transcurridas 4 semanas;
  • usted tiene otras preguntas o inquietudes.

Lleve a su niño al servicio de urgencias más cercano si:

  • está deshidratado;
  • tiene problemas para respirar;
  • tiene dolor abdominal, especialmente en la parte superior izquierda del abdomen;
  • comienza a sentirse sumamente enfermo.

Puntos clave

  • La mononucleosis es una infección viral que puede causar fiebre en los niños pequeños.
  • Los adolescentes y los adultos jóvenes a menudo presentan otros síntomas junto con la fiebre.
  • Mantenga al niño aliviado e hidratado mientras el cuerpo combate la enfermedad.
  • Evite los deportes y no permita que levante cargas pesadas. Las lesiones en el bazo pueden ocasionar graves hemorragias internas.

Carole P. O'Beirne, MSc, MD, FRCPC

3/5/2010




Notes: